• Algunos patrones relacionales de control de personas con problemas de Codependencia:
    • ¿crees que las personas son incapaces de cuidarse?
    • ¿tratas de convencer a los demás de qué pensar, hacer o sentir?
    • ¿ofreces asesoría y orientación libremente sin que te pregunten?
    • ¿te resientes cuando otros rechazan tu ayuda o rechazan tu consejo?
    • ¿ofreces regalos y/o favores a quienes quieres influir?
    • ¿usas la atención sexual para obtener aprobación y aceptación?
    • ¿tienes que sentirte necesario para tener una relación con los demás?
    • ¿exiges que tus necesidades sean satisfechas por otros?
    • ¿utilizas el encanto y el carisma para convencer a otros de tu capacidad para ser cariñoso y compasivo?
  • Nadie es culpable de la enfermedad de la adicción. El alcoholismo, como todas las drogodependencias, es una enfermedad.
  • Ni la persona que la padece ni los que están a su alrededor la han buscado conscientemente, de modo que no hay culpables.
  • Aunque es cierto que, en las enfermedades relacionadas con el consumo de drogas, es el propio afectado el que debe desear cambiar y responsabilizarse de su tratamiento, tanto los familiares como los especialistas pueden ayudarle.
  • La actitud que adopta la pareja, o las personas cercanas al enfermo, puede ser decisiva para motivarle a realizar correctamente un tratamiento adecuado para superar su enfermedad.

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×