Las personas que consumen mucho alcohol, pero que no tienen dependencia, pueden también ser motivadas a consumir menos alcohol a través de intervenciones locales y estatales que aumenten el precio y limiten la disponibilidad de éste. Además, aquellas personas que no tienen dependencia pueden ser candidatos para otras intervenciones clínicas, que incluyen la detección y la consejería de médicos y otros profesionales de la salud. Continúa informándote con nosotros en: www.lasadiccionestienensolucion.com

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×