El primer paso para la recuperación de una persona con adicción es la aceptación, esto no implica simplemente reconocer el problema, va más allá y en ocasiones es un proceso difícil.

Ya que concebirse como alguien con un problema de consumo, implica sentirse vulnerable y con diversas emociones como tristeza, enojo y vergüenza, en especial al reconocer que la situación está fuera de control, y que, como dicen en los grupos de ayuda mutua: “Su vida se había vuelto ingobernable”.
El apoyo de la familia y un especialista es fundamental en este proceso. Si requieres de más información o ayuda te invitamos a escribirnos al siguiente link: http://bit.ly/1qVO67N

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×