• Identificarlo, analizarlo, escribirlo. Una forma sana de manejar los resentimientos es escribir aquello que nos causó dolor, después puedes compartirlo con una persona de confianza

• Agradecer, y recordar los momentos agradables que sí se ha tenido con esa persona, recuerda que todos nos hemos equivocado y generalmente en las adicciones, la enfermedad es quien actúa en la persona

• Puedes eliminar los resentimientos por medio de actos de amor. El amor genera amor, si puedes demostrarlo, a pesar del resentimiento, verás que éste irá disminuyendo

• Mantenerse alertas, para evitar que sea el resentimiento el que hable por nosotros, a través de insultos o indiferencias

• Aprender a manejar la crítica y practicar la tolerancia, paciencia y comprensión

Las palabras nunca nos herirán ni nos cambiarán a menos que nosotros lo permitamos. Es importante observarnos a nosotros mismos, evitando juzgar constantemente a los demás, recuerda que los resentimientos se crean a partir de esta actitud.

No le des a nadie el poder de hacerte infeliz. No dejes en manos de otros tu propia felicidad.

Linea de atencion permanente 970x90

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×