Volver a sentir emociones del pasado. Recordar situaciones dolorosas y nuevamente enojarse o sentirse triste. Sentimiento de frustración constante. Todos éstos forman parte del resentimiento.

Cuando no dejamos ir a los sentimientos desagradables, se arraigan en lo más profundo de nuestro ser, provocando distancia física y emocional, que puede terminar en un estado de insatisfacción.

Al resentimiento se le considera como una actitud emotiva caracterizada por desagrado o antipatía, suscitada por la idea de perjuicio causado a uno mismo o a otros. Según Adler es un sentimiento inconsciente de inferioridad.

En las familias con adicción el resentimiento puede reflejarse como la autocompasión. Es tomar el rol de víctima, para quejarse continuamente de los problemas, dedicando poco tiempo a ver los aspectos positivos de la vida, dejan de ser agradecidos y de disfrutar.

De igual forma el resentimiento frecuentemente conduce a la venganza, los familiares buscan regresar, a la persona con adicción, el dolor que ellos han sentido; y éste a su vez por culpa o enojo hacia sí mismo, sigue agrediendo, convirtiendo al resentimiento en un círculo vicioso que sólo lastima a las personas.

 

Cuando estoy resentido…

Las principales consecuencias de vivir resentido son:

  •  Se evita el bienestar, pues el individuo cree que no tiene derecho a estar bien, tiene gran necesidad de sufrir o sentirse víctima
  •  Se generan sentimientos destructivos por la falta de aceptación de uno mismo y de los demás
  •  Se vive con gran tristeza y ansiedad
  •  Distorsiona la perspectiva de las dificultades, probablemente exagere situaciones conflictivas limitando encontrar soluciones
  •  El amor se apaga, no hay espiritualidad o sentido de vida, la persona deja de sentirse feliz y satisfecha consigo misma y su realidad

El único antídoto efectivo hacia el resentimiento, es el amor y el perdón. Espera nuestro próximo artículo y entérate cómo puedes liberarte de los resentimientos.

Recuerda:

“Nunca nadie encontró la serenidad mediante el odio”. Cómo ayuda Al-Anon a familiares y amigos de alcohólicos.

Linea de atencion permanente 970x90

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×