¿Sabías que la nicotina es tan adictiva como la heroína o la cocaína? Cuando se fuma la nicotina repetidamente, el cuerpo desarrolla una tolerancia a la misma, produciendo la adicción, dificultando el poder dejar de fumar.

Cuando esto se logra, pueden aparecer síntomas por su abstinencia como: hambre, depresión, dolor de cabeza y otras sensaciones desagradables, como la ansiedad.
Ya lo sabes, el tabaco aunque es una droga legal, genera adicción por un consumo que pudo ser “fácil”, pero se torna difícil dejarlo.

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×