Si vamos por la vida juzgando, creyendo que sólo nosotros y nuestras creencias tienen la razón, nos perdemos la oportunidad de ampliar nuestro panorama y seguir aprendiendo.

De igual manera, con esta forma de pensar, podemos contribuir a la soberbia. Si mantenemos un criterio abierto podemos ser más tolerantes y comprensivos, no sólo con los demás, sino con nosotros mismos. De esta forma, también podemos ver lo bueno de otras personas, teniendo una mejor oportunidad de añadir relaciones significativas a nuestras vidas. ¿Qué dices, sólo por hoy puedes mantener un criterio abierto?

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×