En el ambiente familiar donde existe adicción, las parejas en ocasiones están de forma intermitente. Esto quiere decir que cambian rápidamente de opinión sobre si continuar o no su relación. Están un tiempo juntos y después se separan, regresan y se vuelven a separar.

Las ideas alrededor de esta situación son el querer darse otra oportunidad, pero ¿qué les garantiza que esta vez será diferente? Probablemente sólo el trabajo personal sea la respuesta. Cada uno a través de la terapia y del apoyo de los grupos de ayuda mutua puede cambiar las actitudes con las que antes se relacionaban. A veces un temor a la soledad y la codependencia es lo que lleva a que estén de manera discontinua.

Esto desgasta la salud emocional de las personas, la pareja y los demás miembros de la familia. Si requieres de orientación, te invitamos a escribirnos al siguiente link: http://bit.ly/1qVO67N

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×