Si el alcohol hablara… tal vez te haría estas promesas para que lo consumieras:

“Te haré sentirte más guapo….podrás “ligar” como ninguno”

“Te haré el más divertido de la fiesta”

“Te quitaré el dolor de tus penas o te ayudaré a olvidarlas”

“Conmigo cualquier momento será más divertido” 

Promesas falsas que no se cumplen, que te convierten por un momento en algo que no eres y que al final te ponen en riesgo de desarrollar una adicción.

Evita “escucharlo”, crea tu propia voz interna que te proteja y motive a realizar promesas verdaderas y saludables.

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×