Los efectos del PCP (http://bit.ly/1o8hYQc) surgen a los 5 minutos de haberse consumido, llegando a su punto más álgido a los 30 minutos. Éstos son de euforia, retraimiento, sensación de velocidad, hormigueo en las extremidades, calor, a veces despersonalización, alteraciones en la percepción corporal, del tiempo y el espacio.

En dosis altas, existe un alto riesgo de reducir la tensión arterial, el pulso y la respiración. Puede acompañarse también de náuseas, vómitos, fuertes alucinaciones, psicosis esquizofrénica, violencia, convulsiones, coma y muerte.

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×