Seguro has escuchado que la mejor forma de disfrutar es vivir y agradecer el presente. Pensar demasiado en lo que ya pasó y no se puede cambiar; y gastar mucha energía en el “hubiera”, puede generar tristeza. De igual forma, pensar en el futuro únicamente, alimenta el temor y angustia por aquello que pueda pasar.

El día de hoy es lo único que tienes, permítete disfrutar de tu trabajo y de las personas que quieres, recuerda, se puede vivir en la amargura por algo que aconteció ayer y con miedo por lo que sucederá mañana; mejor elige el hoy que es el único que está en tus manos y de ti depende aprovecharlo.

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×