¿De verdad? Quizás en el inicio muchas de las personas que iniciaron su consumo de alcohol, disfrutaban de su sabor, sin embargo conforme el consumo pasó a abuso y después a adicción, el sabor es lo que menos importa a la hora de querer saciar la necesidad de consumo.

La cantidad y rapidez en que se logre la intoxicación es lo importante, en especial si se consume para evitar experimentar el síndrome de abstinencia (http://bit.ly/1taC8Ww). Muchos adolescentes también por imagen pretenden ser conocedores y disfrutar sólo el sabor de ciertos tipos de alcohol, pero al final más que el sabor del alcohol, el interés radica en sus efectos en el organismo durante la intoxicación. Conoce algunos síntomas del alcohol, en este link: http://bitly.com/1vooDbg

Artículos Relacionados

Teléfonos

5681 3011

(01) 800 0070 200

×