En 1960, Jellinek escribía al respecto: «El coalcoholismo o adicción a tener control sobre las personas, lugares o cosas, ha sido virtualmente relegada como un problema o síntoma secundario al alcoholismo, y tiende a ser visto como un síntoma reactivo.»

 

Linea de atencion permanente 970x90

UNAM Ced. Prof. 1467928‏