Las personas con alcoholismo en recuperación pueden olvidar que el tabaquismo también es una adicción que enferma. Muchos otros dejan de beber, pero en su lugar empiezan a desarrollar conductas tales como el juego compulsivo, el sexo compulsivo o la adicción al trabajo. A veces caen en la automedicación de pastillas tranquilizantes.
Por ello, dejar de consumir es tan solo el primer paso de la recuperación, para evitar pasar de una sustancia a otra.

UNAM Ced. Prof. 1467928‏